Crítica de TULSA KING (2022)

(Buena)

La nueva serie de mafiosos de Paramount + tiene un valor agregado insoslayable: la fuerza y el carisma de Sylvester Stallone.

El legendario actor desembarca por primera vez en el formato de serie de televisión con un proyecto hecho a su medida. Acostumbrado a interpretar protagónicos de héroe de acción en donde la exigencia física y la dimensión de sus personajes (Rocky, Rambo, El Demoledor, Cobra, y tantos otros más) opacaban su talento como actor, ahora tiene la posibilidad de explotar su infravalorada faceta interpretativa. De la mano de Taylor Sheridan, responsable de la exitosa serie Yellowstone, Stallone brilla en solitario con el peso que detentan las grandes figuras y demuestra que a sus 75 años todavía tiene la fuerza y el carisma para revalidarlo. Los primeros dos episodios de Tulsa King se encuentra disponibles en Paramount +.

Tulsa King sigue a un capo de la mafia de New York ( Sylvester Stallone) que, después de haber cumplido 25 años en prisión, regresa al mundo criminal con la clara intención de ser recompensado. Dwight, “The General”, Manfredi ha sacrificado su libertad y su vida privada por un crimen por encargo y su silencio se ha mantenido inquebrantable. Ahora, reclama aquél favor pero el mundo del hampa a cambiado y su presencia se torna anticuada. Los jóvenes capos de la mafia de Brooklyn lo envían a Tulsa. Una desértica ciudad de Oklahoma donde tiene la posibilidad de construir una empresa criminal.

La novedad de la serie es el desembarco televisivo de Sylvester Stallone y la expectativa de lo que puede generar su personaje más allá del peso de su figura. Lo cierto es que el personaje central no un es típico matón que golpea y luego pregunta. Stallone, claramente, no quería eso y en su lugar personifica a un ” viejo gánster” simpático y encantador que no es ajeno a desplegar su violencia cuando su paciencia se irrita. Este rasgo distintivo es un acierto para Stallone atento que logra equilibrar el humor y el sarcasmo con la rudeza propia de un capo criminal venido a menos.

Esto le permite al legendario actor tener más diálogos que de costumbre, demostrando que no es un interprete monosílabo. Los tiempos de la narrativa de Tulsa son llevados a tiempo y con gracia por Stallone, en donde los fanáticos como sus detractores se verán gratamente sorprendidos por su costado más divertido. Es en este aspecto donde la serie ofrece algo diferente logrando que la fuerte y carismática presencia de Stallone no se pierda con la cohesión general de la trama.

La historia de Tulsa King cuenta con ingredientes convencionales del genero lo que hace suponer que la ejecución inicial de la serie (su primera temporada cuenta con 10 capítulos) contará con traiciones y venganzas dentro del asenso de un criminal en el mundo del hampa. A pesar del entusiasmo que genera Stallone en la serie, resta saber si la misma estará condenada a perdurar en el tiempo, teniendo en cuenta que el actor ha declarado que le demanda mucho esfuerzo su participación en los sets televisivos. A pesar de ello, los primeros episodios de Tulsa King es una buena oportunidad para disfrutar otra faceta de la personalidad interpretativa de Stallone. Sorprende, entretiene y divierte. Como siempre lo ha hecho Stallone en sus 75 años de vida, un entrañable actor legendario que resiste el paso del tiempo.

RESUMEN

En definitiva, los primeros dos episodios de Tulsa King cuenta con el atractivo de una historia criminal que se potencia por la figura estelar de Sylvester Stallone.

MEN

Si te gustó compartilo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESSpanish (Spain)